eva maria sances psicologa

Eva María Sances Psicóloga

Eva María Sances Psicóloga, especialista en psicología Clínica en adultos. también ha trabajado en el ámbito educativo con niños y adolescentes. Su orientación de trabajo es integradora. Combinando diferentes enfoques, desde la terapia cognitiva-conductual, pasando por la terapia sistémica breve, a terapias de tercera generación como la terapia de aceptación y compromiso, cogiendo lo mejor de cada una.

¿Por qué elegiste dedicarte a la psicología?
Por vocación, por cómo soy. Des de los 12 años tuve claro que quería escoger esta carrera y des de entonces toda mi trayectoria académica fue enfocada a ese objetivo. Sin darme cuenta, ya entonces hacia ese papel en mi entorno social. Tenía curiosidad por conocer los entresijos de la mente humana y siempre he creído que las palabras tienen un gran poder, y que el ser humano tiene la capacidad y la habilidad de aprovecharlo.

 ¿Qué te ha aportado tu profesión?
En primer lugar, un aprendizaje profundo de mi propio ser, de conocerme a mi misma cada día, en cada situación y en cada momento. Por lo que su aportación a mi vida ha sido en todas sus áreas. Mi opinión es que si tú no te conoces y no puedes ayudarte a ti mismo, no puedes hacer nada por los demás, por lo menos nada productivo.
Y, en segundo lugar y no menos importante, la gratificación que sientes cuando alguien que viene en busca de ayuda, se va, cuanto antes mejor, habiendo conseguido una superación y crecimiento junto a ti, pero en realidad, gracias a sí misma, porque el trabajo lo realiza cada uno de nosotros.

 ¿Qué es lo que más te gusta de ella?
Difícil pregunta… Es todo el conjunto de lo que significa para mí. La profesión en sí, me encanta porque es dinámica y creativa, y realmente lo único que necesitas para poder ejercer es a ti mismo. Con ella consigues crecer y superarte, mantenerte consciente de forma plena, a la vez que haces tu pequeña contribución al mundo acompañando a esas personas que vienen a ti.

¿Qué casos recuerdas especialmente?
Dada mi joven trayectoria y mi “maldita” y preciada memoria, cada uno de ellos. Detrás de cada caso hay una persona, un maravilloso mundo por descubrir y todos tienen su pequeño rincón. Supongo que si esta pregunta me la hicieras dentro de 10 años mi respuesta no sería exactamente la misma, aunque conociéndome seguramente puede que sí.

 ¿Algún o algunos pacientes a los que hayas ayudado de los que te sientas más orgullosa?
De todos por el simple hecho de haber acudido a buscar ayuda cuando la necesitaban. Y más aún de aquellos que se han comprometido y me han dejado formar parte de ese crecimiento y superación.

¿En qué crees que debería mejorar la profesión?
Buena pregunta… Para empezar la formación, ahora como grado, antes como licenciatura, tiene muchos puntos a mejorar. Cuando acabas la carrera no te sientes nada preparado. A partir de ahí, existe un gran abanico que explorar y eres tú mismo quien se va construyendo como profesional, aunque con tantas opciones es complicado. Y respecto a la vida profesional, considero que todos deberíamos de poder optar a una psicología de calidad que no solo fuera privada. Nos queda mucho por hacer y cada uno de nosotros también es responsable, ya que al no hacer nada permitimos que los demás hagan lo que quieran.

¿Por qué recomendarías a la gente visitar a un psicólogo?
La figura del psicólogo aun está muy estigmatizada en nuestra sociedad. Los psicólogos somos personas como los demás pero con una formación, unas técnicas y habilidades que utilizamos para el bien de los demás. Es muy recomendable visitar a un psicólogo en algún momento de tu vida, sea para afrontar un problema, un cambio vital o simplemente por conocerte y mejorar aquello que tu desees cambiar. Un psicólogo es un compañero de viaje, al igual que puede ser un amigo, pero con una consciencia de sí mismo que le permite dar una visión objetiva de tu vida y acompañarte sin interferir con sus propios problemas.

¿Cuál es tu especialidad?
Mi especialidad es la práctica clínica en adultos, pero también he trabajado en el ámbito educativo con niños y adolescentes. Mi orientación de trabajo es integradora. Combino diferentes enfoques, desde la terapia cognitiva-conductual, pasando por la terapia sistémica breve, a terapias de tercera generación como la terapia de aceptación y compromiso, cogiendo lo mejor de cada una. Utilizando así diferentes técnicas, adaptándome a cada caso en particular ya que a todos no nos sirve lo mismo ni de la misma manera.

¿Hay alguna práctica que se haga habitualmente y que crees que es errónea?
No es la práctica en sí, ni que sea errónea. Como he mencionado anteriormente, cada persona es diferente por lo que la terapia ha de adaptarse a ella.

¿Qué deberíamos tener en cuenta para elegir a un buen Psicólogo?
Te voy a responder de otra manera. Cuando alguien que me llama y no está muy seguro de querer hacer terapia, me gusta que se den la oportunidad de hacer al menos una primera visita donde pueden conocerme y valorar como se sienten, y a partir de ahí tomar una decisión. Si no conectas con tu psicólogo, sea como sea la terapia, no obtendrá los resultados deseados.

 ¿Dónde te ves de aquí a 5 años?
Como ahora. Haciendo lo que me gusta y me llena, compartiéndolo con los demás.

¿Si no te hubieses dedicado a la psicología a qué te hubieses dedicado?
Lo bonito de la psicología es que te permite hacer más cosas por lo que no solo me dedico a ella. Una vez me dijeron que el 90% de los psicólogos, si no hubieran sido psicólogos hubieran escogido cualquier carrera creativa relacionada con las artes, como escritor, cantante, arquitecto, bailarín, actor, dibujante, pintor… Y no puedo hablar por los demás, solo por alguno de ellos, pero yo sí que pertenezco a ese 90%. Mi abanico es muy amplio en este aspecto.

 ¿Algo de la conducta humana que te fascine?
Me fascina en general, la capacidad del ser humano, lo que puede llegar a hacer en muchos sentidos. Como esa fuerza sobrehumana que resulta de una situación de peligro, o los grandes y complicados avances de la ciencia, o esa gran sensibilidad y empatía de algunas personas,… por mencionar alguno de ellos. Todos tenemos la “capacidad de” solo hay que convertirlo en habilidad.

 

Noticias Relacionadas

Comments are closed

info@especialistasmagazine.com