mobbing

Qué es el “Mobbing” o acoso laboral? Qué puedo hacer?

Me gustaría empezar mi artículo exponiendo el caso de un paciente que sufrió de “mobbing” en el trabajo. Cuando el paciente vino a terapia dijo que sufría de una creciente ansiedad e irritabilidad, molestias gástricas, cansancio, insomnio relacionado con la proximidad de volver al trabajo, acompañado de desgana y poca motivación hacia su empleo.

El paciente comentó que tenía una situación difícil en el trabajo y que creía que el acabarían haciendo fuera. Explica que denunció el hecho de que se fumara en la empresa en lugares donde no estaban habilitados para hacerlo. Sus superiores le sugirieron que no se quejara más , sin embargo, no lo hizo así y prosiguió en su lucha.

A raíz de esto, se provocaron una serie de cambios en la actitud de diferentes empleados, como por ejemplo: se le empezó a retraer que no hiciera horas extras, por primera vez le empezaron a hacer una evaluación negativa en el empresa, el empresario le decía que “no encajaba en el espíritu de la empresa”, los compañeros de la empresa cada vez se relacionaban menos con él con comentarios del estilo, “mira, lo siento pero parece que no está bien visto por parte de los jefes que hable contigo “, se le quitó el cliente más importante con el que trabajaba, se le quitaban clientes y mentían, diciendo que no se encontraba en la empresa, se le interrumpía cuando quería exponer sus ideas, comenzaron a rumorear que era “homosexual” y no se le invitó a la cena de Navidad.

Inmediatamente, se le explicó que estaba siendo víctima de “mobbing” o acoso laboral y que con toda probabilidad era la causa de todos los síntomas que padecía.

Qué es el mobbing?

La traducción de la palabra “mobbing” es “atacante” y significa acoso psicológico o moral en el trabajo. Lo podemos describir de la siguiente forma:

– Existen unos actos (miradas, palabras, lenguaje corporal …) que se producen por parte de los acosadores de forma intencionada y con el objetivo de humillar y destrozar psicológicamente a la persona.

– La situación es creada con el objetivo principal de eliminar la víctima de la organización y cuando esto no es posible, se la aísla y margina en la misma.

– Las palabras, actitudes…etc. que son constitutivas de acoso se producen de manera constante y repetitiva, durante un período prolongado de tiempo.

Por otro lado, el concepto de “mobbing” es relativamente nuevo del que se oye hablar muy a menudo en los diferentes medios de comunicación. Pero, esto conlleva una serie desventajas y ventajas. Entre las ventajas encontramos, que gracias a este concepto, las víctimas han podido dar un nombre a lo que les sucede y así no tienen que sufrir en silencio, también gracias a este concepto se han creado varias asociaciones en las que se da información, asesoramiento y ayuda a las víctimas.

En cuanto a las desventajas, nos encontramos que hay muchas personas que piensan que sufren de “mobbing” cuando realmente no es así. Hoy en día se presentan muchas personas a las consultas diciendo que son acosadas en el trabajo y la gran la mayoría de las veces es así, pero otras veces se trata de situaciones vividas como una injusticia y como un acoso vivido desde la propia subjetividad.

Cuál es el perfil del acosador?

El acosador: encaja en un perfil de personalidad narcisista, paranoico, psicopático o antisocial. El psicópata es aquel que suele utilizar su encanto personal, la manipulación, la intimidación y violencia para controlar a los demás y para satisfacer las propias necesidades egoístas. Le falta conciencia y sentimientos que lo relacionan con los demás y tiene la libertad de apropiarse de lo que desea y de hacer lo que quiere sin sentir ningún sentimiento de culpa o arrepentimiento.

Son personas que no tienen empatía, que practican el maltrato como un reflejo de sus carencias personales. Además, son inseguras y con miedo hacia su carrera profesional, su reputación o su posición dentro de la organización y todo ello, les conlleva a denigrar a otras personas.

La personalidad paranoica, la definiríamos como aquella que suele realizar una interpretación de la realidad como hostil hacia sí misma, atribuyendo intenciones malignas a las acciones de los demás, incluidas las más triviales e inocentes. Suelen ser personas frías y distantes en sus relaciones con los demás y proyectan sus propios conflictos y hostilidades hacia los otros.

Finalmente, el narcisista es aquel que se caracteriza por estar completamente volcado sobre uno mismo, que destaca por su auto-importancia y el culto a sí mismo. Además, necesitan ofrecer una imagen irreal y idealizada de sí mismo con el fin de obtener la admiración y fascinación de los demás.

Cómo podemos actuar delante de una situación de mobbing?

Un abordaje adecuado al “mobbing” debe hacerse desde diferentes vertientes: la prevención individual, enseñar estrategias personales y consejos para superarlo, tratamiento psicológico para las víctimas y también denunciarlo.

Por otro lado, se trata prioritariamente de conseguir dos objetivos: reparar el daño que el acosador ha provocado en la víctima con su comportamiento hostil e intentar por todos los medios que la situación de acoso no se vuelva a reproducir.

Es importante, que las personas que sufráis de “mobbing” comencéis por reconocer lo que realmente os está sucediendo, tomad conciencia de que estáis siendo acosados ​​y buscad ayuda de un profesional que os ayude a tener una mayor capacidad de afrontamiento y manipulación del estrés, mejorad vuestra autoestima, asertividad, y haced cosas que os ayude a sentiros más reconfortados.

Por otra parte, desprenderos de todo tipo de sentimientos de culpa o vergüenza , pues tan sólo os ayudarán a que la situación de acoso laboral se mantenga. Precisamente por ello, el acosador tiene tan interés en provocarlos y mantenerlos.

También, tened en cuenta que estas acusaciones que recibiste, de alguna forma te las creíste, las hiciste tuyas y por ello tu autoestima se ha visto afectada. Toma conciencia de ello, porque de alguna forma te servirá para sentirte mejor y a desprenderte de toda emoción perjudicial.

Asimismo, es importante que cambies la perspectiva de la situación de acoso e intentes conocer a la persona que te agrede. Hasta ahora, sólo has centrado tu atención en el comportamiento agresivo que demostraba hacia ti, pero sería bueno que tomaras conciencia de que él también está siendo víctima de sí mismo, de sus miedos, inseguridades y de su personalidad patológica.

Modifica tu comportamiento ante el acosador y busca formas de respuesta más asertivas en su comportamiento, es decir, aprende a poner límites a su comportamiento e intenta mostrarte sereno ante sus provocaciones.

Algunas formas de actuar con asertividad son: que aprendas a defender tus derechos con firmeza pero sin agresividad a la vez que respetas los derechos de los demás, expresar de forma clara y sincera tus opiniones, expresar una negativa sin desvalorizar al compañero y manifiestar de manera directa una queja cuando la conducta del otro te ha molestado.

Por otro lado, toda situación de maltrato psicológico conlleva que la persona se sienta estresada afectando a las diversas facetas de la vida, el sueño, las relaciones sociales, el rendimiento laboral..etc. Para mejorar tu adaptación, te recomiendo la aplicación de una serie de técnicas de relajación y control de la respiración.

Finalmente, es importante denunciar las actividades de acoso e implicar a todas las personas que lo hacen. Es cierto, que en muchos casos el hecho de denunciarlo tiene de por sí solo un efecto terapéutico, pero también es importante llevar a cabo con la víctima una evaluación precisa de la viabilidad de la aplicación de estas medidas, de las posibles consecuencias y de las ventajas y desventajas que puede conllevar.

Marta Tena Miranda

Psicóloga Sanitaria – On-line

Gabinete Psicológico Tena

www.gabinetpsicologictena.com

Contacto: marta@tenapsicologa.com

                   Telf. : 618294581

Noticias Relacionadas

Comments are closed

info@especialistasmagazine.com